Noticias Genéricas

La medida, impulsada por el Consejo Insular de Aguas (Ciatf), persigue incrementar el rendimiento hidráulico desde el 46% actual hasta el 75% y supondrá un ahorro superior a los tres millones de euros al año
La inversión para reducir las fugas asciende a más de 2,2 millones de euros y se instalarán 100 contadores
El Cabildo de Tenerife, a través del Consejo Insular de Aguas (Ciatf), aumentará el rendimiento hidráulico (la capacidad de optimización de la cantidad de agua que un municipio suministra a sus vecinos evitando pérdidas) de las redes de abastecimiento de los 12 municipios de la isla que gestionan de manera directa este servicio, con lo que se pondrá fin a las pérdidas masivas de agua de consumo en esas localidades.
Así lo ha explicado hoy el presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, quien junto con el consejero del Área de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático y responsable del Consejo Insular de Aguas, Javier Rodríguez Medina, y el gerente del Ciatf, Javier Davara, ha especificado que los municipios que se verán beneficiados de este plan de actuaciones impulsado por la corporación insular son Santa Úrsula, La Victoria, La Matanza, La Guancha, San Juan de la Rambla, Fasnia, Buenavista del Norte, Los Silos, Garachico, El Tanque y El Rosario.
“El procedimiento para llevar a cabo esta medida, que en algunos caso supone casi el 60% de pérdidas de agua en la red municipal -dos de cada tres litros-, es a través de planes de gestión y de inversión acordados con estas administraciones locales”, subraya Javier Rodríguez.
El objetivo es aumentar hasta el 75% la eficacia del servicio, lo cual conllevará un ahorro de más de tres millones de euros al año en el global de los 12 municipios, que redundará, sin duda, en la mejora de otros servicios que se prestan desde los ayuntamientos, puesto que podrán destinar ese ahorro a otras áreas.
Tras la evaluación y diagnóstico de los servicios de abastecimiento, se procedió a la elaboración de un plan de infraestructuras que incluye un plan de choque para abordar las situaciones más críticas que se dan en municipios que pierden más del 60% de sus aguas en las deficientes redes con las que cuentan. “A partir de aquí -explica Rodríguez- se ha diseñado un plan de inversión y de financiación en el que participa activamente el Cabildo cifrado en más de 2,2 millones de euros y que incluye un proyecto de contadores y telecontrol en depósitos. En total, está previsto que se instalen 100 contadores”.
“Todas estas actuaciones se incluirán en un convenio marco que liderará el Consejo Insular de Aguas para la asistencia técnica a los municipios, para la agilización en la búsqueda de fugas y la reparación de averías”, afirma Rodríguez.

Esta labor del Ciatf comenzó con un informe del Tribunal de Cuentas que recomendaba la realización de un plan general de inversiones para la mejora de los sistemas de almacenamiento y redes de distribución de agua de la isla, que incluía como objetivo transversal la reducción del porcentaje de pérdidas de agua.

Junto con la planta de depuración de aguas urbanas (Edaru), que dará servicio a 114.000 habitantes, supondrá una respuesta integral al grave problema del saneamiento en la comarca

El presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, y el consejero insular de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez,  visitaron hoy las obras de ambas instalaciones, que marchan a buen ritmo y cuentan con una inversión cercana a los 20 millones

El presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, ha visitado hoy lunes las obras de construcción de la Estación Depuradora de Aguas Residuales Urbanas (Edaru) del Valle de Güímar, trabajos que marchan a muy buen ritmo de ejecución. Esta planta, una vez se encuentre operativa, prestará servicio a más de 114.000 personas de la comarca (Candelaria, Arafo y Güímar). Martín, quien estuvo acompañado por el consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez, y del gerente del Consejo Insular de Aguas de Tenerife (Ciatf), Javier Davara, además de los tres alcaldes de la zona, también supervisó el inicio de las obras de la Estación Depuradora de Aguas Residuales Industriales (Edari), que servirá para tratar las aguas residuales de procedencia industrial del polígono de Güímar. Será la primera planta de estas características en Canarias y se prevé que esté funcionando en el año 2021.

Ambas actuaciones darán respuesta a las necesidades de depuración que venía demandando esta comarca de la isla y en las que el Cabildo de Tenerife aportará cerca de 20 millones de euros para sufragar los costes de las dos instalaciones hidráulicas.

“Lo importante de esta visita es comprobar que ya tenemos soluciones a los problemas de saneamiento en esta comarca. Respecto a la estación de aguas residuales urbanas, si todo va bien, a finales de este mismo año estará terminada, con una inversión aproximada de unos 12,5 millones de euros. Esto permitirá resolver por fin uno de los problemas importantes del Valle de Güímar. El paso siguiente será tener ya concluida el próximo año, sobre el mes de octubre, si se cumplen los plazos previstos, la obra de la depuradora correspondiente a las aguas residuales industriales”, subrayó el presidente del Cabildo.

Martín remarcó que será “una constante” de la corporación insular el “seguir trabajando durante los próximos años en distintas zonas de Tenerife para poner solución a los problemas de saneamiento que padece la isla”.

Por su parte, Javier Rodríguez señaló que por fin se da cumplimiento “a una demanda que reafirma el compromiso medioambiental de este Cabildo para el progreso equilibrado de nuestra tierra”. El consejero insular de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez Medina, comentó que la Edaru será, además, un recurso para el sector primario en forma de agua regenerada de excelente calidad, “sobre todo en una comarca que viene padeciendo un déficit hídrico cada vez más importante debido a las consecuencias del calentamiento global”. “Hay que cuidar al máximo en la medida de nuestras posibilidades nuestro recurso más preciado, que es el agua”, indicó.

“La colaboración con los municipios es total para que esta instalación pueda recibir las aguas residuales a través de las redes de saneamiento precisas que hagan realidad nuestros deseos de completar el ciclo integral del agua, como ya hacemos en nuestra instalación piloto de Valle de Guerra, que ya reparte agua de excelente calidad a la agricultora de la zona”, detalló Rodríguez.

Sobre las estaciones depuradoras de aguas residuales industriales, el consejero insular avanzó que el Cabildo está trabajando en diferentes ámbitos de la isla para el próximo desarrollo de este tipo de plantas, con proyectos en los polígonos industriales de La Campana (El Rosario) y de Granadilla de Abona.

El consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático se mostró satisfecho con esta noticia que “nos coloca en la vanguardia del uso responsable de la energía, así como contribuimos a reducir el impacto sobre el medio ambiente, sobre todo, si tenemos en cuenta que el CIATF es el primer consumidor de la isla de energía”. “Tenemos que seguir en esta senda de aminorar y ser más eficiente en el consumo de recursos para contribuir al desarrollo sostenible de nuestra isla”.

El consejero de Sostenibilidad y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez, explica que “siendo el mayor consumidor de energía, unos 14 millones de euros al año, hemos preparado un nuevo contrato de suministro eléctrico en el que se exigirá a la empresa adjudicataria que la energía provenga de fuentes renovables para reducir a cero nuestra huella de carbono”

El Consejo Insular de Aguas del Cabildo de Tenerife (CIATF) dejará de consumir energía de origen fósil a partir del 1 de enero de 2020, y lo hará, tal y como explica el consejero de Sostenibilidad y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez Medina, “a través de un nuevo contrato de suministro eléctrico en el que exigirá a la empresa adjudicataria que los 114K GW/h que consume al año procedan de fuentes renovables certificadas por el Ministerio de Economía y Competitividad a través de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) de esta manera se obliga a que  en el Sistema de Eléctrico del que todos nos abastecemos se introduzcan más energías provenientes de fuentes renovables en detrimento de las provenientes de origen fósil.

Junto al gerente del CIATF, Javier Davara, el consejero detalló que la idea “es reducir a cero nuestra huella de carbono, teniendo en cuenta que el Consejo gasta al año unos 14 millones de euros en energía. En virtud del nuevo contrato, que entrará en vigor el 1 de enero de 2020, la empresa adjudicataria se compromete a que todo el suministro de energía proceda de fuentes de origen renovable, lo que contribuirá además de forma significativa a que se sigan desarrollando inversiones en este campo y, por tanto, a hacer estas instalaciones cada vez más atractiva con respecto a las que aún necesitan de combustibles fósiles para su funcionamiento”.

Por ello y en comparación con este año 2019, la huella de carbono de ocho desaladoras, tres estaciones de aguas residuales así como numerosas estaciones de bombeo se reducirán de forma considerable.

Rodríguez señala que el Cabildo de Tenerife “tiene unos objetivos de descarbonización de su consumo eléctrico muy ambiciosos y para lograrlos ésta es la primera de las medidas la cual se materializará a través de un contrato que premia el uso de energías sostenibles que ayuden a equilibrar la oferta y la demanda a medida que se vayan incorporando más energías renovables a la red.

“Desde el Cabildo de Tenerife apostamos decididamente por la sostenibilidad y por la lucha contra el cambio climático con hechos, no con palabras; y prueba de ello es no solo este contrato, sino la declaración de emergencia climática que llevamos a pleno el pasado mes de septiembre sino la apuesta decidida por las energías renovables y por comenzar un ciclo que nos acerque a la descarbonización de nuestra economía lo antes posible”.

El consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático se mostró satisfecho con esta noticia que “nos coloca en la vanguardia del uso responsable de la energía, así como contribuimos a reducir el impacto sobre el medio ambiente, sobre todo, si tenemos en cuenta que el CIATF es el primer consumidor de la isla de energía”. “Tenemos que seguir en esta senda de aminorar y ser más eficiente en el consumo de recursos para contribuir al desarrollo sostenible de nuestra isla”.

Se instalará tecnología de desodorización mucho más eficiente y moderna que la actual, que lleva prestando servicio desde la construcción de la estación de pretratamiento a finales de los años 90

El presidente de la corporación insular, Pedro Martín, el consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez, el alcalde de Arona, José Julián Mena, y el gerente del Consejo Insular de Aguas, Javier Davara, visitaron la estación de pretratamiento del Barranco de Troya, donde está previsto invertir más de un millón de euros en la mejora del proceso de desodorización de la planta para dotarla de las técnicas más avanzadas y conseguir el impacto cero.

Los trabajos de retirada de lodos del depósito de entrada de agua bruta, que se han hecho por primera vez desde 1998 y ha sido necesaria la demolición de una de las paredes para la entrada de la maquinaria, han permitido una mejora de la instalación tras la limpieza por un importe de 700.000 euros

El presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, ha anunciado la finalización a lo largo de esta semana de las obras de limpieza de los lodos en la estación de pretratamiento de Arona y Adeje, y la próxima materialización de una nueva estación de desodorización que elimine de forma más eficaz los malos olores que genera ocasionalmente la estación por sí misma durante su funcionamiento.

Martín ha visitado la zona en la que se producen dos episodios que dan lugar a dichos olores: por un lado, la limpieza de lodos de más de 20 años de acumulación en una actuación que se realiza por primera vez desde 1998; y por otro, la necesidad de ampliar el mecanismo que neutraliza los olores de la propia instalación en sí que, al duplicar la capacidad de la estación, ha demostrado ser mejorable en virtud de las nuevas tecnologías presentes en el mercado.

En cuanto a la limpieza de los lodos, los técnicos explicaron que esta instalación, que tiene una antigüedad de más de 20 años, ha tenido que ser sometida a una importante obra de restauración con un coste de más de 700.000 euros. Dicha obra ha consistido en la restauración del depósito y es la que ha generado el impacto en el ambiente de los últimos días.

“El Cabildo no podía estar ajeno a las quejas por estos malos olores, dado que, aunque hemos tomado medidas para reducirlos durante la limpieza, no se han podido evitar las molestias, y por eso hemos venido hoy, para explicar esta actuación puntual y a la vez abordar la solución definitiva para la zona que pasa por ampliar y modernizar el circuito de desodorización”, explicó durante la visita en la que estuvo acompañado del alcalde de Arona, José Julián Mena, la concejala de Obras y Servicios de Adeje, Esther Rivero, el consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, Javier Rodríguez, y el gerente del Consejo Insular de Aguas de Tenerife (Ciatf), Javier Davara.

Asimismo, señaló que de forma inmediata “vamos a hacer una inversión en la planta de desodorización. “Desde el Consejo Insular de Aguas se va a actuar en los procesos de desodorización de la propia instalación de manera definitiva. Con esta actuación se prevé que se acabará definitivamente con molestias que ocasionalmente afectaban al entorno más cercano, sobre todo en las instalaciones de la Policía Nacional”.

Se instalará tecnología de desodorización mucho más eficiente y moderna que la actual, que lleva prestando servicio desde la construcción de la estación de pretratamiento a finales de los años 90. La tecnología de desodorización se ha desarrollado en los últimos años, especialmente en países como Holanda y Alemania, donde se han incorporado nuevos materiales y dispositivos de detección de volátiles.

El Área de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático, que dirige el consejero Javier Rodríguez, saca a licitación este recurso que posibilitará, en coordinación con la Aemet y el 1-1-2, dar una rápida respuesta a la población en caso de tormenta para reducir así los riesgos, puesto que permite conocer el estado de los cauces en tiempo real

La isla de Tenerife contará, probablemente en el segundo semestre de 2020, con un sistema único de alerta temprana de inundaciones de barrancos que permitirá conocer en tiempo real el estado de los cauces durante una tormenta. Así lo han explicado hoy, en una rueda de prensa celebrada en el Salón Noble del Palacio Insular, el consejero de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático del Cabildo de Tenerife, Javier Rodríguez, y el gerente del Consejo Insular de Aguas (Ciatf), Javier Davara, quienes avanzaron que ya se ha sacado a licitación la instalación del conocido como Sistema de Alerta Temprana (SAT) por un importe total de 385.875 euros.

  El Plan de Defensa frente a Avenidas (PDA) establece que se deben desarrollar las medidas de predicción y vigilancia hidrometeorológica necesarias, y en este marco se ha licitado esta herramienta de ayuda a la decisión que es el SAT, el cual integra los sistemas, datos, modelos y herramientas ya existentes en el Ciatf, con los modelos meteorológicos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) y las decenas de estaciones pluviométricas existentes en la isla.

“Uniendo estas herramientas obtenemos un nuevo sistema, pionero en Canarias, que nos permitirá conocer el estado de los cauces en tiempo real, así como prever su evolución en función a la información meteorológica disponible. Esto permitirá minimizar los riesgos asociados mediante la correcta gestión de avisos y alertas a protección civil y a la población en general”, asegura Javier Rodríguez.

En una primera fase, este sistema se configurará para los barrancos de El Bufadero (Santa Cruz de Tenerife), Santos (Santa Cruz de Tenerife), El Hierro (Santa Cruz de Tenerife), San Felipe (Puerto de la Cruz), San Juan (Guía de Isora), Infierno (Adeje) y Torviscas (Adeje); todos ellos identificados como Áreas de Riesgo Potencial Significativo de Inundación (ARPSI´s) en el Plan de Gestión de Riesgo de Inundación (PGRI) para la Demarcación de Tenerife.

Por su parte, Javier Davara señala que “el sistema consiste en colocar unos dispositivos llamados aforadores-limnimetros que miden la altura del nivel del agua que discurre por el barranco. “Esta información se completa con los datos que tendremos del software que se instalará y que nos permitirá, tras las previsiones de la Aemet, predecir las zonas de esos barrancos que se inundarán y en cuánto tiempo, con bastante precisión”, subraya.

Tenerife se ha fijado en el modelo implantado en el País Vasco, así como en otras cuencas nacionales y europeas donde conocen con antelación por dónde se va a desbordar el río en época de lluvias”.

En la práctica esto supondrá que a partir de los pronósticos de precipitaciones de la Aemet se puede estimar los caudales que van a discurrir por los barrancos con antelación y, de esta manera, advertir a las áreas de seguridad y protección civil, de modo que puedan tomar acciones.

El consejero indica que uno de los objetivos prioritarios del SAT es mejorar los sistemas y canales de comunicación entre las entidades con competencias en materias de observación meteorológica, protección civil y gestión de riesgos hidráulicos ante situaciones de emergencia.

Asimismo, asociado a este sistema, se elaborará un protocolo de Alerta Hidrológica, de acuerdo al Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo de Inundaciones (Peinca), que permita notificar al Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad 1-1-2 sobre la situación de dichos cauces ante fenómenos meteorológicos adversos.

La estrecha colaboración entre meteorólogos e hidrólogos posibilita desarrollar este tipo de sistemas capaces de traducir los avisos meteorológicos en avisos hidrológicos. En el caso concreto de Tenerife, esta colaboración se materializó gracias al convenio de colaboración entre el Cabildo de Tenerife y la Agencia Estatal de Meteorología firmado en junio de 2015, que ratificó el compromiso de la construcción del nuevo radar meteorológico en la isla de Tenerife, entre otros.

Los efectos perniciosos de tales inundaciones -conocidas técnicamente como avenidas- requieren un estudio detallado de cada fenómeno, con el objeto de determinar sus causas y, sobre todo, de mitigar sus consecuencias. Para ello interesa conocer y poder prever, con la mayor exactitud posible, la distribución espacial y temporal de las tormentas, así como la magnitud total de cada evento y la intensidad alcanzada en diferentes intervalos de tiempo, los caudales que se generen, y cómo y dónde afectarán en el territorio.

Enlaces Meteorológicos

Datos de Contacto

  • Teléfono: +34 922 208 800
  • Calle Leoncio Rodríguez, 3 - 2ª planta
    (Edificio El Cabo)
    38003 Santa Cruz de Tenerife
  • Horario general: Lunes a Viernes de 9:00-14:00
  • Horario verano : Lunes a Viernes de 9:00-13:30
  • ciatf@aguastenerife.org
  • Formulario de contacto
© 2017 Consejo Insular de Aguas de Tenerife. Todos los derechos reservados.